El futuro de Porsche
14/10/2016 Industria

El futuro de Porsche

¿Cómo afectan tendencias como los eléctricos, autónomos o Car Sharing a una marca tan exclusiva?

En el marco del Auto Show de París 2016, tuvimos la oportunidad de hablar con dos de los directivos más importantes de la firma Porsche, el Dr. Oliver Blume CEO y máximo responsable, así como Michael Steiner, Head of Research and Development.

Quienes nos compartieron su visión acerca de cómo afectan a una firma como Porsche, los cambios y tendencias que veremos en el automóvil en los próximos años. Y es que pese a que se trata de un fabricante con mucha tradición y prestigio, no podemos olvidar que sigue siendo de nicho, puesto que fabrica apenas 230 mil vehículos al año, considerando las exitosas SUVs Cayenne y Macan que hacen buena parte de dicho volumen.

En palabras del Dr. Oliver Blume, Porsche no perseguirá jamás el volumen, y se mantendrá fiel a sus valores de deportividad y exclusividad independientemente de la transformación que sufra la industria automotriz en los años por venir.

Conectividad

La demanda por parte de los consumidores por mantenerse conectados es una constante que encontramos sin importar que se trate de un pequeño Volkswagen up! o un sofisticado y costoso Porsche Panamera.

Sin embargo, la exigencia no es la misma, razón por la cual, Porsche ha desarrollado una plataforma (ya disponible en el nuevo Panamera) que funciona exactamente como un Marketplace de apps común, en donde los usuarios pueden instalar servicios diversos.

Los vehículos conectados, como el nuevo Panamera ya son capaces de efectuar búsquedas en Internet para encontrar la mejor ruta posible o bien modificarla en tiempo real (ya no necesitará Waze), también pueden convertirse en hot spots para compartir conexión a los dispositivos de los ocupantes, o en un espacio perfectamente equipado para trabajar y aprovechar servicios de streaming para entretenimiento como Spotify.

Lo anterior es solo la punta del Iceberg, los autos conectados se podrán comunicar entre sí para evitar accidentes, o contarán con conexión a servicios en la nube e incluso avisarán a los fabricantes en tiempo real sobre el desgaste componentes para detectar fallas incluso antes de que sucedan.   

Vehículos Plug-In Hybrids

Si bien es cierto, los primeros autos híbridos ofrecían mejoras en materia de eficiencia y sirvieron para desarrollar sistemas como la recuperación de la energía durante una frenada, al transitar por una pendiente o bien el Start & Stop, también lo es que contaban con una muy limitada capacidad eléctrica, que en muchos casos se podía subsanar sin recurrir a una solución tan costosa.

Sin embargo, los Híbridos Plug-In que cuentan con una batería de mayor capacidad son otra historia y al ofrecer una muy respetable autonomía puramente eléctrica o bien combinar de manera idónea al motor eléctrico con el de gasolina, se pueden obtener resultados impresionantes, ya sea en materia de conducción deportiva, autonomía o economía de combustible.

En este aspecto, Porsche es una firma que va a la vanguardia, toda la experiencia obtenida en la concepción del hiper-deportivo 918 Spyder, que hay que recordar es un brutal Plug-In Hybrid fue vertida en el desarrollo de su modelo más reciente y debut del Auto Show, el Panamera 4 E-Hybrid 2017, que gracias a una combinación de un motor eléctrico de 136 hp y un V6 de 2.9 litros con 330 hp es capaz de entregar 462 hp totales con un 0-100 km/h en 4.6 segundos y en el mismo paquete, un rendimiento máximo de 40 km/l.

Estos Plug-In Hybrids pueden perfectamente ofrecer movilidad 100% eléctrica que será la única manera de transitar por las zonas centrales de las principales urbes del viejo continente como Londres, Berlín o París, sin sacrificar, desempeño, practicidad o autonomía.

Vehículos Eléctricos

Los autos 100% eléctricos son ya algo del presente y en el pasado Auto Show de Frankfurt la marca presentó a manera de concepto el Mission E, un deportivo eléctrico de 600 hp que está en desarrollo y es un hecho que llegará al mercado en el futuro cercano.

Sin embargo, la evolución de la tecnología de baterías es un aspecto fundamental para el futuro de los autos eléctricos y Porsche no se involucrará en el desarrollo de esta tecnología, optando por aliarse con socios que cuentan con todos los recursos y expertise en la materia. De tal suerte que la marca de Stuttgart se concentrará en el desarrollo de los motores eléctricos que según ellos será el factor clave de diferenciación entre los vehículos.

Es importante destacar que el auto eléctrico de Porsche tendrá como premisa la de ofrecer un nivel de autonomía adecuado, aún en condiciones de utilización de pista, sin olvidarnos de un tiempo de recarga que no suponga ninguna limitante.

Vehículos Autónomos

Nos guste o no, la conducción autónoma llegó para quedarse, marcas como Nissan incluso están prometiendo una tecnología completamente funcional disponible en 2020, y son numerosos los autos- prácticamente todas las marcas premium-, ya ofrecen algunas funciones semiautónomas.

Esta tendencia es quizá la que más se contrapone al espíritu de una marca como Porsche, cuyos valores se apegan por completo al placer y emoción por conducir. Sin embargo tanto Steiner como Blume comentaron que dependiendo de las circunstancias, la conducción autónoma podría hacer sentido, incluso en un Porsche.

Por ejemplo; si se trata de una carretera llena de curvas, los clientes de Porsche siempre eligirán conducir y podrán seguir haciéndolo, sin embargo en un tedioso embotellamiento típico de una gran ciudad, las funciones de conducción autónoma tomarían el control y permitirían que los ocupantes se relajen o se distraigan en lo que prefieran.

Car Sharing

Es cierto que existe una moda creciente en el mundo, de ya no tener un carro y en su lugar pagar solo por su uso, plataformas como Car2go o Uber son prueba irrefutable de que hay una gran cantidad de personas interesadas en este modelo de movilidad.

Sin embargo, de acuerdo con Steiner, estamos hablando de un nivel básico de movilidad, que no aplica para los productos y clientes de Porsche. Ya que es un hecho que seguirán existiendo conductores que NO estén dispuestos a compartir su vehículo.

Sin embargo, en donde existe una posibilidad interesante para un Car Sharing por parte de Porsche es en el caso de los vehículos cuyo uso está netamente orientado a una pista de carreras. Ya que son juguetes muy costosos tanto de adquirir, como de mantener e incluso transportar o almacenar. En muchos de los casos pasan buena cantidad del tiempo sin ser utilizados, por lo que un modelo de este tipo, en el que se dividan estos inmensos costos y el vehículo funcione con mucha frecuencia, podría resultar muy atractivo. 

 

¿Qué opinas? Cuéntanos